domingo, 9 de abril de 2017

Georges Brassens canta a Louis Aragon: Il n'y a pas d'amour hereux


video





Una canción de Brassens basada en un texto de Aragón. Que tristeza dulce, ¿verdad?, oír como se canta a la imposibilidad metafísica de la plenitud en el amor. No hay unión de los contrarios y nunca la hubo ni la habrá. Pobre Aragón llorando a ese pájaro herido y pobres de nosotros que nos reconocemos en el texto. ¿o no? Porque igual lo de Aragón no era un lamento metafísico sino muy físico. En el número de la Revolución Surrealista de 1928 hay un diálogo entre Breton y Aragon que descubre otra interpretación a la pena que causa asumir que no hay amor dichoso y que nunca alcanzaremos la Tierra Prometida.



André Breton : Dans quelle mesure Aragon considère-t-il que l'érection est nécessaire à l'accomplissement de l'acte sexuel ? (¿en que medida Aragon considera que la erección es necesaria para llevar a cabo el acto sexual?)



Louis Aragon : Un certain degré d'érection est nécessaire, mais en ce qui me concerne, je n'ai jamais que des érections incomplètes. (un cierto grado de erección es necesaria, pero por lo que a mi respecta, solo he tenido erecciones incompletas)



André Breton : Juges-tu que c'est regrettable ? (¿lo consideras penoso?)



Louis Aragon : Comme tous les déboires physiques, mais pas davantage. Je ne le regrette pas plus que de ne pouvoir soulever des pianos à bout de bras. (como todas las deficiencias físicas, pero no es una desventaja. Yo no lo lamento en mayor medida que lo haría por no poder levantar pianos con los brazos).



Levantar pianos a fuerza de brazos. Vaya con la imagen, cualquiera pensaría que Aragon tenia en mente al Nacho Vidal de la época.


Cabe pensar que con los años la Triolet dejó de sentirse satisfecha con las justificaciones de Aragón, pianos, pianos, cuando todo lo que le pedía era un grado de actividad que estaba al alcance de cualquiera que no fuese Aragon y le debió de hacer llegar su frustración por muchas vías. No sorprenda entonces que Aragon se quejase en el poema. Ahora al fin sabemos de que especie era el pájaro herido.


No hay comentarios:

Publicar un comentario